el preámbulo

Un Sueno Cosmico

Que nací
solo para ver fragmentos
de una totalidad
inasible

en
parcial
infinidad

escucho
el eco
de algo cristalino
olvidado
debajo de alguna eternidad

me siento partícula
próximamente ola

resonando
como roca
estrellándose
contra las paredes
de un precipicio
magnífico

próximamente
polvo

en espiral
trazando lo
intocable

como plumas
de un respiro
nocturno
acariciando
un abismo de luz

el preámbulo
a un sueño
cósmico

 

 

 

Poesía

Te ha pasado

Blue Eye Madness

Te ha pasado
que la existencia
se solidifica como cemento
en la garganta
y no se puede respirar
toda la estúpida lucha
para llegar hasta aquí
perdida
en un instante de agonía
los pulmones a punto
de gritar
“ayuda tengo
atorada la vida
en mi tórax”
pero solo logran soltar una tos
de rinoceronte
y así de cerca estuviste de un manicomio
con los genios de la alucinación
que viven encerrados entre cuatro paredes blancas
pero se sienten
como un dios
recostado contra una infinidad
comiendo cometas y fumando soles;

¿te ha pasado
algo así?


Poesía Nihilista

todo nace absurdo

Que soy uno de muchos  

muchos yos que fueron y serán 

los mundos que pueden haber 

por la increíble plasticidad de la energía 

cuantos universos y seres hubieron 

cuantos sueños inimaginables nacerán 

todo nace absurdo 

siendo en su fugacidad 

portador del tiempo 

siendo en su cansancio 

hijo de grandes eternidades 

nada basta 

es insuficiente ser humano 

un elogio al que se detuvo 

pensó, sintió, abismal incertidumbre

 la lenta muerte de una vibración 

todo nace absurdo 

aspecto oscuro de la beatitud 

fragmento sucio de la infinidad

dejo hoy de ser hombre 

para unirme con la oscilación de los dioses negros 

vacío entre franjas de luz

 potencial 

  posibilidad 

    alcance al ambiguo

vida eterna sin ojos

demencia por los corredores de la sustancia.

Presencia original

 

 

Ya no hay más formas
    cuando se olvida que existimos
    nace una corriente que cruza
    enteramente por la infinidad del tiempo
    por la eternidad de la materia
se puede rozar la más distante partícula
                       de polvo
como la zona más profunda del
                       átomo partido
la vieja civilización de moléculas
             vibran adentro
como recién nacido el universo
    la alba radiante del primer contacto
con el fuego del caos benévolo
 
De las infinitas posibilidades de formas
    conocimos una
de las miles de eras
    vivimos esta
pero somos todo lo que una vez fue
   somos todo lo que guarda
               el porvenir.

Return to Beyond Language