uno de mis viajes

Idea Dizzy

 

 

Una idea
de cuatro puertas
se estacionó en el paisaje
de mi futuro
entré en ella
me ajusté el cinturón de lógica
y empezó a conducir
en círculos
como cuando dibujo garabatos
en infinito en el aire,
la incauta idea
se detuvo al pie
de una paradoja
me obligó bajarme
y nauseabundo vomité
sobre los regazos del silencio;
cuando miré atrás
la idea viajaba por el otro lado de mi cordura,
no me quedó otra que pagar un taxi
para regresar
al asilo
de la
ignorancia.
 

Blog de Poesía Moderna